Marie Kondo para los más peques

foto: konmari.com

Marie Kondo da muchas ideas de orden en su libro, La magia del orden, y en su newsletter (en inglés), que a mí me sirven mucho. Lo comparto aquí por si puede servir a otras familias y educadores para ir incluyendo el orden en el día a día de los más pequeños. 

Konmari nos propone que recojamos los juguetes con nuestros hijos para que adquieran este hábito, tengan autonomía y con el tiempo lo hagan solos (que es lo que de verdad nos interesa, dicho sea de paso :). Si tus hijos son mayores para esta práctica, tienes otro artículo mío sobre cómo facilitarles el orden y el juego en mi blog.

Se trata de lo siguiente: cuando acabamos de jugar o cambiamos de juego y queremos ordenar, iremos narrando dónde va cada cosa a medida que recogemos con nuestros hijos. Es decir, diremos “La jirafa va en la cesta” y “El avión va en la caja” y que ellos lo vayan diciendo también dónde va a medida que van recogiendo, si hablan. Si son demasiado pequeños para recoger, que repitan lo que les apetezca como puedan.

Evitaremos decir “esto va aquí, esto va allá”, porque se trata de que interioricen la imagen y nombre de cada juguete con su ubicación, así que no los curraremos un poco y diremos el nombre de cada juguete. Lo haremos también de buen humor y sin prisas, porque con enfado y estrés es contraproducente (como todo en la vida, creo yo).

También podemos aplicar esta idea a su ropita, el plato de la comida o cuando nos cojen nuestros objetos para examinarlos y divertirse. Así, poco a poco van entendiendo que después de usar o jugar ordenamos, que las dos cosas siempre van juntas y desde pequeños van acostumbrándose a este fantástico hábito.

¿Tú tienes alguna técnica? ¿Tus hijos son más de ordenar o de caos creativo? 😀 ¿Cómo lo llevas tú? Me encanta leer los comentarios. ¡Gracias!

2 pensaments sobre “Marie Kondo para los más peques

  1. Ainhoa diu:

    Hola Clara. Fa temps que volia escriure’t per agraïr-te aquests articles que vas enviant però sempre corrent i deixant-ho “per un després” que mai arribava. Bé, ara que les presses han desapergut, ha aparescut “el moment”.
    Respecte l’article de l’ordre amb els petits, els meus fills tenen 5 i 8 anys. El gran, de sempre s’ha mostrat molt colaborador en recollir joguines pero el petit… nomes treu i a l’hora de recollir s’escaqueja tot el que pot. Coses que em funcionen es repartir entre cadascú les coses de les que s’han d’encarregar, si de tot el kaos s’han d’encarregar d’una part, ajuda. Oferir-me jo a recollir una part, tambe ajuda a que s’animin a recollir. I per últim, aquesta no es gaire pedagògica pero haig de dir que en moments extrems la faig servir i funciona, és el comptar: “compto fins a 20 perque tot estigui a lloc, el que quedi ho guardare al traster una dies”. Haig de dir que ja fa un temps em vaig dedicar a enganxar a les caixes de plastic transparent on van guardades les joguines una foto del que hi havia d’anar a dins: “playmobils”, “cotxes”, “star wars”, “patrulla canina”, etc i això va agilitzar molt el moment de recollir.
    Bé, prenc nota dels teus consells per anar integrant-los i agraïr-te la disponibilitat.
    Una abraçada i molta força per aquests dies.
    Ainhoa

    M'agrada

    • una casa clara diu:

      Hola! Increïble com els germans són (i som) tant diferents els uns dels altres, oi? La solució que comentes dels casos extrems és un clàssic, sí! ;D M’encanta la idea de les fotos i repartir trossos de caos, gràcies per compartir-les als comentaris. 😘

      M'agrada

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google photo

Esteu comentant fent servir el compte Google. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s

Aquest lloc utilitza Akismet per reduir els comentaris brossa. Apreneu com es processen les dades dels comentaris.